3 de marzo de 2015

¿Cuántas veces lo pueden hacer?



Eso es lo que yo me pregunto cada vez que los personajes de The Walking Dead comienzan una nueva aventura, o lo que es lo mismo, llegan a un nuevo puerto. Y a partir de aquí es cuando empiezan los spoilers, al menos hasta el capítulo 12 de la quinta temporada.

Han pasado por una granja, por una cárcel, por la comunidad del gobernador, por terminus, el hospital… Casi incontables los lugares por los que los guionistas de la serie les han hecho interactuar, siempre con final trágico por supuesto, entonces ¿Hasta cuándo vamos a creernos la nueva llegada a un lugar que aparentemente es inofensivo pero que se va volviendo podrido con el paso de los minutos?

Esa es y será la tumba de la serie, más que nada porque llegará un momento en el que digamos basta, basta porque la repetición del esquema ya no nos es válida bien sea en la huida o en la tranquilidad. Es curioso como un producto tan alejado de lo que siempre ha triunfado se convierta en el éxito clamoroso que es The Walking Dead. Casi lo considero como un videojuego en el que los espectadores/jugadores no tienen el control pero están ansiosos por saber cómo termina la partida. ¡Con lo aburrido que suele ser ver jugar a alguien a un videojuego!

Supongo que habrá un clic, no sé si en esta temporada o en la siguiente que nos aleje de la mano de Rick, lo que sí sé es que el momento todavía no ha llegado, pero hay amagos, al menos en mi caso, aunque esta temporada está demostrando que han superado los problemas de irregularidad que sufrieron en año pasado. Y no pasa nada si no nos cuentan prácticamente nada en el episodio. Para nosotros que Rick se duche, se afeite y se corte el pelo es todo un acontecimiento y supongo que lo seguirá siendo, hasta que escuchemos ese click.

23 de febrero de 2015

Amor del que duele



Era difícil superar la cuarta temporada de Shameless, muy difícil, y no estoy diciendo que esta quinta lo haya hecho ya, todavía no, pero oye, nos acaba de regalar uno de los capítulos más difíciles, arriesgados y llenos de carga dramática de un drama familiar en años. Y sí, he dicho drama, no dramedia, porque es un drama con todas las de la ley. Atentos al episodio 5x06, si lo habéis visto no tendréis problema en seguir leyendo, sino ves a verlo, y vuelve.

20 de febrero de 2015

¿Cuánta ficción puede aguantar la televisión?





En la época dorada de la ficción tener una serie es sinónimo de calidad y una ayuda inconmensurable para una cadena de televisión (sobre todo si hablamos del cable) a la hora de situarse en el mando de los espectadores y comenzar una relación dilatada en el tiempo. Es por ello que el auge vivido en los últimos 15 años es exponencial y nos presenta un panorama donde las ficciones suelen ser la joya de la corona para ellas pero… ¿Hay demasiadas coronas para tan pocas cabezas?

Así os presento mi última colaboración con la revista:

Si quieres leer el reportaje al completo solo tienes que dirigirte a la revista digital Hablemos en Serie.