14 de septiembre de 2016

Netflix pasa a ser otro estudio más



Con Netflix todos tuvimos un noviazgo maravilloso. Al principio la relación con el gigante del streaming era pura pasión, House of Cards y Orange is the New Black eran dos soplos de aire fresco en la ficción, y nosotros pensábamos que todo iba a seguir así.

No lo fue, y en un movimiento bastante acertado, la compañía empezó a diversificar contenido y a tener ofertas para otro tipo de público con ficciones que no valían la pena o que, eso, directamente no nos interesaban al tener otro target en el que no estábamos incluidos. Hasta ahí todo bien. Una compañía se debe a sus resultados y, si tiene la suficiente potencia económica, necesita contentar a todos sus clientes, aunque eso nos alejara de la (preconcebida) idea de que seguirían creando series premium.


Me refiero con premium a series arriesgadas, alejadas de tópicos y de (glups) superhéroes. Como espectador siento un verdadero cansancio por ese tipo de historias, aunque hayan sabido sacarles buen partido, quizá la hegemonía de Marvel no sean tan idílica como parezca. Y no es que Jessica Jones no sea un personajazo, que sí, pero cuando vamos sumando un superhéroe tras otro la cosa pierde encanto.

Lo que ocurre de un tiempo a esta parte es que las decisiones más complicadas comienzan a ser tomadas. Netflix ha decidido terminar con Bloodline tras su tercera temporada. Es una cancelación, aunque no al uso, porque les va a dar tiempo a darle un cierre a la serie, pero también es una declaración de intenciones.

Los 6 billones de dólares que invierte al año la compañía son un tesoro preciado para la industria, norteamericana, española y de todos los países donde opera, pero parece que las libertades de los primeros tiempos donde la creación de contenidos era libre se está perdiendo. Esto cabrea a los creadores. Y es este control férreo que se viene dando sobre los contenidos de sus producciones, unido al miedo generalizado de las compañías que aportan sus ficciones a esta lo que está haciendo que Netflix vaya virando su modelo de negocio, una vez más, hacia la producción de contenido propio dejando de lado el ajeno.

Por eso ahora en la industria se refieren a ella como un estudio de producción más que analiza los resultados de sus ficciones y las renueva o no en base a su rentabilidad y no al recorrido vital de sus tramas. Podríamos objetar, porque pensábamos que Netflix era Dios, pero lamentablemente todo tiene mucho sentido financieramente hablando.

Y esto nos lleva a la conclusión que Netflix no es el sueño seriéfilo, como cuando nos dimos cuenta que HBO tampoco lo era. Llamadme iluso, pero tenía la esperanza.

Pd: Y si pagamos 8 euros al mes a unos señores que nos brindan nuestra serie favorita y estos deciden cancelarla ¿Nos tendrían que dar una explicación no? Digo yo, puesto que aportamos con nuestra cuota a la creación de estas. Ahí viene la pega.

8 comentarios:

Anacrusa dijo...

Netflix lleva tiempo buscando la rentabilidad a otra cosa (lógico y legítimo), lo cual no quita que de vez en cuando apueste por series que le reporten prestigio, como hacía HBO. Y como HBO, tendrá que cuidar a sus suscriptores. Ni olvido ni perdón por la cancelación de 'Carnival' xD.

Un saludo

seriéfilo dijo...

Entonces ¿La cancelación de Bloodline es un maltrato al subscriptor verdad?

Ahí está el asunto.

JUI dijo...

Pero es una compañía que ya lo hizo con otra serie que yo seguía. No era lo mejor del mundo, pero era bastante rara, diferente y amaba a los personajes, y eso me gustaba. Aunque la cancelaran, nunca le vi el problema.

A diferencia de cualquier otra compañía, esta al menos decidió darle tiempo para terminar su historia (lo cual hizo terriblemente, la verdad).

Una compañía debe saber cuando dejar ir algo, y si una serie simplemente no da para mas, tanto en historia como en rentabilidad, pues se debe dejar ir.

Bloodline es una de mis series favoritas, pero yo no le veo tanto futuro como para que le metan 5 temporadas. Bueno, si se lo veo, pero nunca para llegar a hacer algo como la primera, cosa que ya demostraron con la segunda.

Aunque me veo cosa que Netflix saca, no todo me gusta, pero siempre encuentro ese toque juvenil que la empresa le mete a todas sus series (aunque de vez en cuando aparecen con cosas mas adultas y serias como esta), y eso es algo que aprecio. Aunque si estoy de acuerdo con que se están vendiendo con producciones como "The Ranch" o "Fuller House".

Netflix me gusta, tal vez no la pondría sobre otras empresas con mas recorrido y casi siempre mas calidad, como HBO, por ejemplo, pero hasta ahora creo que Netflix ha seguido con su forma de no ser otra televisora mas sino de ser la nueva televisión, y si eso incluye sitcoms, cancelaciones y demás, creo que hay que dejarlo ser.

Además, si sigues algo sobre esta serie, sabrás que hay muchos problemas rondando el rodaje de la serie en Florida, así que dudo que sea únicamente por falta de rentabilidad en cuanto a visibilidad. Que hay compañías que salvan series solo por su calidad y por su fandom, y dudo que Netflix sea incapaz de permitirse esto. Y también he visto que tal vez otra cadena la salve.

JUI dijo...

Y, Seriéfilo, yo no lo creo. Tu pagas por el servicio y la posibilidad de entrar a mil y un contenidos, de los cuales algunos son financiados por Netflix. No creo que, con los 10 dólares que costará la suscripción mensual, financies enteramente la producción y lo que costará ahora con ese nuevo problema.

seriéfilo dijo...

Jui: Es evidente que con 10 euros no financias nada, pero supongo que si esperas que, ya que pagas por un servicio de series, si son de producción propia tengan un recorrido lógico, no como en las networks que pueden cancelarla en cualquier momento.

El tema Bloodline y los incentivos en los Cayos de Florida ha debido ser un factor importantísimo en la no revación, pero Netflix podría haber comunicado que la serie no seguiría por ese hecho y que habían decidido hacer una tercera temporada y final.

De todas formas, espero que la serie tenga un final cerrado y satisfactorio.

Anónimo dijo...

Muy buen blog, enhorabuena.
¡A ver si escribes más Behind the Scenes, me parece muy interesante!

seriéfilo dijo...

Muchas gracias.

Anónimo dijo...

A mí me fastidio mas que no hicieran mas temporadas de la serie "The Returned" que tambien es un Netflix Originals.

Dejaron la serie sin final cerrado y eso que era muy buena.