16 de diciembre de 2012

Un paraguas con goteras.



Para Fringe este año el 9 es el nuevo 19, durante cuatro temporadas nos han dado un capitulo especial cada episodio 19, pero esta temporada, al solo tener 13 nos lo han adelantado.

Spoilers hasta el 4x09

Hace un mes comentaba que la quinta temporada estaba resultando fallida, por su concepción, y que esperaba que la serie mejorase en sus últimos episodios para cerrar una historia que, de verdad, a mi me estaba convenciendo y me devolvía la fe en que se podían contar historias complejas en una network.



La búsqueda de las cintas está resultando mucho más tediosa de lo que pensábamos. Una cosa es ir ensamblando las piezas de un puzzle y emocionarte por ver como te va a quedar, y otra muy diferente es buscar las piezas de ese rompecabezas y esperar a tenerlas todas para ponerse en acción. No es lo mismo.

Sin lugar a dudas todo es una excusa, el plan para derrocar a los observers es el vehículo que nos lleva al final de la serie, y visto lo visto, espero que no sea tan decepcionante como la resolución de la cuarta temporada, aunque ya sabéis, las penas con Nimoy, son menos.


No obstante, tengo que destacar la estructura de este episodio, el contenido y el esquema final es el mismo de siempre, pero el “viaje” psicotrópico de Walter ha permitido a los guionistas jugar, tanto con el guión como con los efectos especiales acentuando sobretodo el mundo onírico de, no nos engañemos, el protagonista absoluto de la trama con la dicotomía que le supone el elegir entre la genialidad absoluta o el calor de los suyos. Y tras ver este episodio podemos intuir que la parte malvada de Walter va a resurgir en el final de la serie si o si.



Fringe siempre ha asumido riesgos, y este episodio, aunque la serie no vaya a continuar, es una declaración de intenciones, por su música, su temática y el tono. Yo no se como lo estarán viviendo los fans más acérrimos, pero a mi me parece que la serie está blandita, si la comparamos con previas temporadas. 


Imaginad por un momento que un espectador que nunca ha visto Fringe comenzara su visionado por este episodio. ¿Qué pensaría de la serie?